Archivo de la categoría: ADIVINANZA. VA DE ROSKOPF Y SU RELOJ DEL PROLETARIO

ADIVINANZA. VA DE ROSKOPF Y SU RELOJ DEL PROLETARIO

.

Coleccionando relojes de bolsillo ando. Autor: DRINFEAL.

.

.

Mi proletario tipo 2 de Georges-Frédéric Roskopf (1868-1873):

Pero esta entrada del blog no versa de ninguna pieza de la colección. Me llamó la atención un reloj que estaba a la venta, al indagar para saber de él surgió el siguiente estudio:

.

¿Un diseño de G. F. Roskopf previo a su “reloj del proletario”?. ¿Un prototipo con escape de cilindro?.

.

En la página 14 del libro The Proletarian Watch, Albin Schaeder muestra ese mismo reloj e indica como probable autor a Georges-Frédéric Roskopf:

Anonymous manufacturer. (Roskopf?)

.

.

Si veo que esta entrada del blog suscita comentarios/interés, desvelaré el misterio.

.

.

.

EDITO (7 de abril del 2017).

Primer comentario y, por ende, amplío información.

Detalle:

.

Comparativa con el reloj del proletario:

Tanto el sistema de dar cuerda, como el colgante en forma de cáliz empleados por Roskopf… tengan claro que fueron de uso común en relojería.

.

El primer sistema de dar cuerda por la corona con éxito comercial:

Detalle:

La patente de Thomas Perst, para el relojero inglés John Roger Arnold, es ya del año 1820.

.

.

.

EDITO (8 de abril del 2017).

Segundo comentario, con una mención muy acertada al calibre “Beaucourt”, fabricado por los franceses Japy Frères. Amplío información.

Anuncio del año 1923. Resulta llamativo que todavía tuviesen mercado relojes con escape de cilindro y cuerda/puesta en hora por llave:

Detalle del Beaucourt:

Este primario movimiento, los Japy Frères lo hicieron durante muchas décadas.

Retrocediendo en el tiempo, véase con otra marca de fábrica (registrada por Japy Frères en 1887):

E incluso lo encontraremos, finalmente, sin marca de fábrica (1850-1860):

.

Pero se dieron variantes, que contemplaban el dar cuerda por la corona.

CONTINUARÁ…

.

.

.

EDITO (9 de abril del 2017).

Muestro algunas de las variantes con sistema de dar cuerda por la corona, que son producto de la lógica evolución (por el transcurso del tiempo) del calibre Beaucourt:

1.

.

2.

.

3. Otra anterior:

.

4. La última, ligeramente distinta:

Reloj carente de todo sistema de puesta en hora (se debe impulsar la aguja minutera con el dedo). Fue creado para competir con el proletario de Roskopf, en la cuota de mercado de los relojes baratos y populares.

.

¿El reloj mostrado al principio de la entrada se trata de un Roskopf?. Que cada uno saque sus propias conclusiones. Véase otra vez:

Yo lo tengo claro.

.

Por cierto… el reloj finalmente se vendió, alguien pagó 400 euros. Espero que no lo hiciese pensando que adquiría un prototipo de Georges-Frédéric Roskopf:

.

.

.

EDITO (6 de mayo del 2017).

Uno de los participantes del grupo de WhatsApp que he creado (mediante el blog) sobre relojes Roskopf, resulta que en alguna ocasión había mantenido contacto por correo electrónico con Paul Van Rompay, la eminencia en los Roskopf.

Aún compartiendo dicho participante, la opinión de que el reloj en cuestión bien podría ser una respuesta comercial de los Japy (o de alguno de sus muchos clientes) al éxito creciente de Georges-Frédéric Roskopf… se ofreció a trasladarle la cuestión a Rompay:

¿Es un reloj de Roskopf anterior a su reloj del proletario o un Japy Frères?.

.

La respuesta de Paul Van Rompay (traducida del inglés), no dejó lugar a duda:

“La cuestión de los precursores proletarios es interesante. Creo que es un buen tema para su grupo de discusión.

Aunque el diseño del reloj del proletario de Georges-Frédéric Roskopf era nuevo e incluso revolucionario, por supuesto no surgió de la nada.

Pero este reloj no es un precursor o prototipo del reloj del proletario. Es una versión realizada por Japy Frères”.

.

.

.

EDITO (31 de mayo del 2017).

Por cierto, en el día de hoy dejo de brindar auspicio en el blog al grupo de WhatsApp (llegamos a ser 6 los participantes). Un viejo y anhelado proyecto que, justo en mi recta final como coleccionista, logré por fin hacer realidad (del 14/4/2017 al 31/5/2017):

Al emplear un medio de contacto más íntimo y de menor exposición pública, albergué cierta esperanza. Únicamente sirvió para confirmar mi visión crítica y poco esperanzadora del panorama 😩.

.

Mario Praz:

Sometida al psicoanálisis, la figura del coleccionista no sale bien parada, y desde el punto de vista ético hay sin duda en ella algo profundamente egoísta y limitado, mezquino incluso.

.

.

A %d blogueros les gusta esto: